Si queremos que hayan cambios en nuestra sociedad y que llegue una transformación que haga posible que la violencia sea un hecho aislado tenemos que enfocarnos en la educación.

Esta mañana escuchaba en la radio algunos comentarios sobre un popular programa musical de televisión para gente joven, muy joven.

Explicaban que, como siempre, hay conflictos entre los participantes y me ha llamado la atención que comentaran que se ha llegado al mobbing entre ellos.

En un momento social como el que nos encontramos, en el que se está trabajando con fuerza para sensibilizar a la población frente al maltrato me sorprendre que se permita ni tan sólo la intención de mobbing en un medio público entre persones jovencitas.

Realmente todo vale con tal de ganar dinero y popularidad y no se conforman con vivirlo en las aulas que también se tiene que exhibir en un medio televisivo que tiene más fuerza entre la gente joven que mil anuncios juntos.

Si queremos que hayan cambios en nuestra sociedad y que llegue una transformación que haga posible que el maltrato a mujeres, niños, homosexuales, trans, animales, a cualquier ser vivo, que la violencia, la intolerancia, la falta de respeto sea un hecho aislado y no la normalidad, tenemos que empezar por la base, por nuestros niños, por aprender desde casa y en la escuela, los principios del respeto y de la tolerancia, que actualmente tenemos muy lejos.

Pero no se acaba aquí, estos principios tienen que hacerse valer en TODOS los medios de comunicación y no permitir bajo ningún concepto su vulnerabilidad.

Que incentivar el conflicto, el desprecio, las peleas, sea aquello que más vende en las televisiones, en los medios de comunicación de masas es ir a buscar aquella parte de nosotras más oscura y a la vez más fácil de activar, aquellos instintos más básicos, que no necesitan entreno, el instinto más irracional está dentro de nosotros y requiere de un trabajo de responsabilidad y consciencia para aprender a gestionarlo.

Esta en nuestras manos tomar la decisión del cambio y transformación, tolerancia cero ante estos programas, únicamente cuando dejemos de mirarlos dejarán de existir. Mientras tengan un público masivo como el actual seguirán con fuerza, necesitamos de toda nuestra consciencia para ponerles fin, una consciencia de amor, de respeto, de igualdad hacia cualquier ser vivo de nuestro bello planeta.

Para ello, 4 consejos que te ayudarán a cambiar tu mirada y tus hábitos:

  • Toma el compromiso de decir algo bonito y sincero, cada semana, a alguien que te importe
  • Practica algún deporte, mejor al aire libre
  • Lee libros de temas que te interesen
  • Toma el compromiso de hacer algo por alguien que te importe, cada semana, desinteresadamente.

¡Espero que te haya gustado y te invite también a ti a reflexionar!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies